Saltar al contenido
La Cocina de mi Barrio

Receta de gañotes de huevo

Preparación 30 minutos
Cocción 15 minutos
Cantidad 4 Personas

Los gañotes de huevo son una exquisita diversidad de este postre típico de Andalucía y Extremadura, que se toma más que nada en Semana Santa. Si en la repostería eres de los que aún elige lo clásico, tienes que evaluarlos, ¡te van a encantar!

Más allá de que se relacionan con esta época del año, los gañotes se organizan cualquier ocasión, como merienda o para tomar después del almuerzo. Si disfrutas bastante el dulce puedes evaluar también los pestiños de Jerez o las  torrijas al vino.

No te lo supongas más, y apuesta por esta receta que te recomendamos hoy en Lacocinademibarrio.net. ¿Tienes ya preparados todos los elementos? ¡Venga, que empezamos!

Ingredientes

  • 6 huevos
  • 1 taza de aceite de oliva
  • 2 limones
  • 2 naranjas
  • 1 kilo de harina de repostería
  • 1 kilo de azúcar
  • 150 grs. más de azúcar
  • 1 cucharada pequeña de canela molida

Preparación de los gañotes de huevo

  1. Pon en una sartén ½ taza de aceite de oliva a calentar a fuego medio, la otra media la gastaremos después. Quita las cáscaras a uno de los limones y a una naranja, y las ponemos a freír en el aceite. Cuando estén doradas, retíralas y deja que se enfríe el aceite.
  2. Ralla la piel del otro limón y de la otra naranja y colócalas en un bol grande. Añade los huevos, el kilo de azúcar, el aceite ya frío y la canela. Combinamos bien e incorporamos con suavidad la harina.
  3. Comenzamos a trabajar bien la masa con las manos, y si observamos que se nos queda pegada, añadimos un poco más de harina. Presta atención porque si pones mucha estropearás la masa.
  4. Cuando observemos que la masa ya se puede trabajar sin inconvenientes, la dejamos descansar por lo menos una hora en un bol cubierta con film transparente.
  5. Ahora vamos a ofrecer forma a los gañotes. Para eso coge pequeñas porciones de masa y estíralas bien sobre la encimera. Es preferible que te ayudes de un rodillo.
  6. A medida que trabajemos cada porción de masa, la enrollaremos bien en algún tipo de palo, para ofrecerle la forma típica de los gañotes. Hasta entonces iremos calentando la otra ½ taza de aceite de oliva en una sartén.
  7. Cuando los poseas ya completados colocalos a freír en el aceite de oliva. Cada gañote debe estar precisamente cinco minutos por los dos lados, hasta que coja un tono dorado.
  8. Cuando los saques de la sartén colocalos en un plato con papel de cocina para que suelten todo el aceite y después échales el azúcar por arriba.
  9. Deja que se enfríen y ya puedes probar estos exquisitos gañotes de huevo. ¡Verás qué crocantes están! ¡Buen provecho!
0/5 (0 Reviews)